Mejillones en escabeche

domingo, 29 de septiembre de 2013
El otro día hablando con mi amiga Bea Mandarinas me dijo que Concha, desde su blog Cocina y aficiones, nos comentaba que hoy era el día mundial de la #tapa, y pensé que para una ocasión así, que mejor que unos mejillones en escabeche, una tapa por excelencia en la gastronomía española, fácil de hacer y sencilla pero muy sabrosa. ¿Qué nos habrá preparado Bea?...


Aprovechando el envío que me habían hecho de unos excelentes pimentones desde La dalia, empresa con mas de 100 años de tradición, dedicada sobre todo a la elaboración de pimentón de La Vera, con D.O.P, y que tenía unas latitas de presentación, con las que me habían obsequiado en un maravilloso evento al que tuve la suerte de asistir a principios de verano, organizado por el primer supermercado online en el que la compra puede salirte gratis y conseguir un sueldo mensual, os animo a visitar el Club de la compra.



El día mundial de la tapa ha sido creado por el El club de Producto Gastronómico Saborea Españaasociación formada por varios entes administrativos como Ferh, Federación Española de Hosteleria Asociación Española de Destinos para la Promoción del Turismo Gastronómicoy Facyre, asociación de Cocineros y Reposteros de España,Euro-Toques, Comunidad de cocineros europeos,,y Facire, asociación de Cocineros y Reposteros de España.



Ingredientes:

  • 1 Kg. Mejillones frescos
  • 200 g. Aceite de oliva virgen extra
  • 175 g. Vinagre
  • 1 Vaso de vino blanco
  • 4 Dientes de ajo
  • 1 Cucharita de pimentón dulce La Dalia
  • 1/2 Cucharita de pimentón picante La Dalia
  • 3 Hojas de laurel


Elaboración: 

Limpiamos muy bien los mejillones con agua fría de cualquier tipo de adherencia. Los depositamos en una cazuela honda y añadimos el vino. Tapamos y dejamos que se hagan al vapor teniendo cuidado de ir sacándolos a medida que se abran para que no se consuman. Una vez abiertos todos, los sacamos de las valvas y quitamos los pelillos que puedan tener en su interior. Reservamos en un bol amplio.

Mientras ponemos en una sartén el aceite y agregamos los dientes de ajo cortados finamente, añadimos también el laurel. En el momento que veamos que se empiezan a dorar los ajos, retiramos del fuego y añadimos los pimentones, y a continuación el vinagre. Ponemos en el fuego y dejamos hervir un par de minutos. Volcamos así hirviendo sobre los mejillones limpios, colando el líquido para que no evitar los ajos, que de otro modo se reblandecerían y no quedarían bien.

Dejamos enfriar bien cubiertos con el escabeche, en nevera pueden durar varias semanas. Listos para disfrutar!!!



Los mejillones están muy presentes en mi cocina, son muy versátiles, los puede preparar en multitud de recetas tanto como ingrediente principal y único, como acompañando cualquier tipo de receta, ademas tienen un poder nutricional muy rico y son muy poco calóricos,



9 comentarios

  1. Estoy ahora mismo con la boca abierta! Me encantan los mejillones en escabeche, los acompañamos de un buen vino y unas patatas fritas? :D Geniales esas fotos, como siempre! Besos guapa!

    ResponderEliminar
  2. Nada com una tapa de mejillones hechos caseros! Me falta por hacerlos yo, pero he probado de artesanales y no tienen nada que ver. Me guardo tu receta para animarme a prepararla :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  3. Inmejorable tu propuesta de tapa. Y muy típica. Un mejillón con unas patatas fritas y una buena caña. Buenísimo. Un besazo.

    ResponderEliminar
  4. Qué bien te han quedado,, me gustan un montón como entrante y una cervecita!!

    besos

    ResponderEliminar
  5. Estoy babeando...me quedo sin aliento como siempre, unas fotazas impresionantes, felicidades por el buen gusto que tienes al hacerlas, un beso reina!

    ResponderEliminar
  6. Carmen vaya pinta tienen estos mejillones!!! Me gusta mucho el aspecto que tienen, seguro que son mejores que los de cualquier conserva. Te tomo prestada la receta, porque me parecen irresistibles.

    He visto que también estás en Madrid 3.1, así que pronto podremos saludarnos en persona. Ya tengo ganas que llegue el día.

    Un besito,

    ResponderEliminar
  7. Bueno, nunca se me habría ocurrido hacerlos en casa, pero es una de las cosas que mas me gustan del mundo.
    Besitos

    ResponderEliminar
  8. Carmen, sin apenas haber empezado a leerte, sabía yo de dónde provenían esas latitas tan monas, je je je. Has hecho de ellas un uso de lo más adecuado: una tapa de lo más nuestra y con un pimentón de lo mejorcito del mercado.

    ¡Y esas fotos ...! Belleza ...

    Besos y feliz semana.

    ResponderEliminar
  9. Madre mía!!! Si me da ganas de comerme las fotos jajajjajaja..Divina receta si señora..Un abrazo guapetona

    ResponderEliminar